Estás aquí:

InicioQuiénes somosHistoria

San Juan de Mata, un hombre altamente innovador en aquella sociedad y circunstancias históricas.

Hospital de Día.

Historia

El fundador de los trinitarios es San Juan de Mata, un hombre altamente innovador en aquella sociedad y circunstancias históricas.

Nació en 1.154 en Foucon, pueblecito acostado en los Alpes franceses, dependiente de los Condes de Cataluña. Cursó sus estudios en la Sorbona de París, de la que fue profesor. Más tarde se ordenó de sacerdote.

En el año 1.193, en su primera misa, tuvo una especie de revelación-visión del Redentor, que mantenía encadenado a dos cautivos.

Junto a las casas e iglesias de los Trinitarios se van creando pequeños hospitales para atender a los pobres, enfermos, transeúntes, y para acoger a los cautivos que han sido rescatados y carecen de hogar.

Esta orden, que dio tantos frutos en cuanto a la redención de la esclavitud física, quiere ahora, en nuestro caso, hacerse presente en la liberación integral del hombre, reactualizando su carisma en la “redención” psicológica e integral de aquellas personas que sufren una enfermedad mental de curso grave.

Allá por el año 1.985, los Trinitarios adoptaron la decisión de cerrar progresivamente el colegio-seminario de Algorta durante el trienio 1.985-88, y que venía funcionando desde el año 1.924. Se trata del edificio de Argia. Efectivamente, el 23 de junio de 1.988 se clausuró el colegio. Surgió entonces la posibilidad de destinarlo a Centro Sanitario para “prevención, tratamiento, rehabilitación y reinserción social de personas afectadas por enfermedades y trastornos psíquicos de larga duración”. Y el 10 de Febrero de 1.990, sábado, año del Centenario de la puesta en marcha de esta casa de los Trinitarios de Algorta, se inaugura la Fundación Argia. El 12 de Febrero, a las 9 de la mañana, se abrieron las puertas de Argia a las cinco primeras personas.

Años más tarde, el 12 de Mayo de 1993, se firma un Convenio de Colaboración entre Argia Fundazioa y Bilbao Bizkaia Kutxa,pasando a ser Obra Social de esta misma y quedando integrada como miembro del Patronato de Argia. Al año siguiente, día 22 de noviembre de 1.994, entra a formar parte del Patronato la Diócesis de Bilbao.